Cuarteto de vientos

Cuarteto de vientos

Cada vez

que un ciclo de estrella
se funde en la noche acabada
cae una lágrima mía.

Un cristal de risa,
un dolor que se hidrata,
una ruina de hombre
distendido en el beso.

Cuando hay tarde
y lluvia y brisas sordas
hay un yo que viaja
a desdoblarse contigo.

Abundante.
Serenata y faro verde,
luz de luces,
credo de los hombres nuevos.

Cuando hay noches
y tristezas de licántropo
hay un tú que es infierno
y edificio del cosmos.

Pero cuando amanece
las horas zurcen sus redes aletargadas
y se inicia otra vez el viaje
hacia mis círculos tonales dolorosos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


cuatro + = 13

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>